miércoles, 13 de mayo de 2009

El subconsciente colectivo de la derecha


Quién no se sorprendió ayer cuando Mariano Rajoy, en el debate del estado de la nación espetó en una actitud eminentemente clasista (que lo retrató hasta el punto de sorprender a sus compañeros del hemiciclo por su falta de talante)que l@s socialistas somos analfabetos, que no sabemos leer, o lo que es lo mismo, que no merecemos estar en las instituciones.

En el Parlament balear, algo similar ocurrió con Rosa Estarás cuando increpó al President, Francesc Antich, de escasa capacidad argumental.

La misma idea en contextos parecidos, el mismo prejuicio: la educación debe ser exclusiva para los poderosos, para los que siempre han ostentado el poder.

L@s socialistas bien sabemos que la grandeza de la educación es que nos hace iguales, que la educación es una herramienta poderosa para la transformación y justicia social , para acabar contra cualquier tipo de caciquismo de tipo moral, económico, social que normalmente ha estado siempre relacionado con esta derecha que se piensa tocada por el dedo divino, y que cree tener la legitimidad absoluta para determinar en base a los valores de un grupo, su grupo, los valores del conjunto de la sociedad.

Y es que están tan lejos de una idea de ciudadanía en sentido moderno que es normal que se les "escape" las ideas de su subconsciente más reaccionario de un pasado no muy lejano de clases sociales bien diferenciadas. En las propuestas que escuchamos por parte de la derecha política y económica de flexibilización y despido barato nos muestran el proyecto de sociedad que tienen, y qué papel subsidiario desean para l@s subalternos, los pobres y desgraciados analfabetos que por aquello de la grandeza de la democracia, pueden llegar a gobernar.

Yo misma en un pleno recibí por parte de una consellera del Partido Popular el elogio elitista de "contribuir a la disminución de la calidad de la institución". Alentador para una primera intervención...

Fue el Partido Socialista quien estructuró en este país la educación universal y pública en España. Me enorgullezco de pertenecer a una familia trabajadora cuyos abuelos tuvieron muy pocas posibilidades educativas (aunque mi abuelo fue escribano en su época) y de ser de la primera licenciada de la familia. Para algun@s esto no tendrá valor, pero para mi familia y para mi, mucho. Y no serán los únicos, porque es representativo de muchas chicsa y chicos de mi generación.

Me enorgullezco de ser socialista.

4 comentarios:

Liliana Gaete Cabrera dijo...

Si te pones a pensar esa es la derecha; por ellos los tiempos no pasarán y los de la clase inferior no deberian tener derecho a la educación, porque un pueblo educado, es un pueblo difícil de engañar.
A eso se debe el total desprecio que alguna vez han expresado por los niños andaluces al tratarlos de analfabetos. Por otra parte creo que el merito de Zapatero, es con todo ese talante que tiene, lograr sacarlo de sus casillas y hacer que se muestre tal y como es.
Creo que está bien, de esta forma se le desenmascara y lo mejor es que lo ha dicho publicamente.
Yo como tú provengo de una familia obrera y por eso estoy cada día más orgullosa de ser SOCIALISTA.

Horrach dijo...

jajajajaj, esto es la monda. Me tienta morderme la lengua, porque ciertas polémicas bloggeras no valen la pena y servidor prefiere reservarse para broncas más estimulantes, pero la voy a dejar pasear un rato (a la lengua, me refiero). Con tu permiso.

Querida Silvia, eso de sentirse orgullos@ de pertenecer a un partido, en este caso el PSOE, está muy bien, cada cual con sus cariños y adhesiones (yo también estoy encantado de estar afiliado a UPyD, aunque mi entusiasmo es algo más modosito en su menifestación que el tuyo). Lo que ya es más discutible es que pongas por las nubes un proyecto educativo como el que durante más de dos décadas ha llevado a cabo tu partido, pues su resultado ha sido, llanamente, la destrucción de la educación en España. Sí, sí, como suena, y conste que no lo digo yo, ni tan siquiera la derechona pérfida de la que hablas, sino el Informe Pisa, no sé si te lo habrás leído. Que la Logse ha sido un desastre ya lo afirma incluso su propio artífice, don Álvaro Marchesi. Pero bueno, si algo caracteriza a don José Luis Rodríguez Zapatero y sus cachorritos es un muy mejorable sentido de la realidad.

En lo que sí tienes razón, Silvia, siguiendo con la cosa educativa, es que gracias a la Logse hemos alcanzado una igualdad absoluta en España, es cierto, pero claro, se trata de una igualdad a la baja, en la que todo el mundo, salvo raras excepciones, sale del instituto como un auténtico analfabeto funcional. Está tan mal el panorama, el nivel es tan mediocre y el país tan lleno de zopencos, que cualquiera, hoy en día, se puede sacar una licenciatura... aunque, ahora que lo pienso, muchos ni lo necesitan para llegar nada menos que a ministro. Estoy pensando en el egregio e insigne don José Blanco.

saludos

Silvia Cano Juan dijo...

Hola Horrach, de nuevo nos encontramos por el mundo bloggero, sabes que si me buscas, me encuentras.

Está bien sacar a pasear la lengua, aunque alguna vez, te recomiendo que lo hagas fuera de los blogs. Por eso de la felicidad ajena...

Te confundes al inferir que he puesto por las nubes el sistema educativo, hablaba de la educación universal, del logro de que que cualquier persona en este país, con independencia de su origen y clase social, pueda acceder a una educación pública y gratuita.

El informe PISA nos da muchos indicadores, y es fundamental que se invierta más en educación, y eso lo sabemos desde el partido socialista. Que no lleguemos a la media de los países de la OCDE, nos debe motivar a seguir invirtiendo. Nuestro sistema del bienestar dista de la media europea, y de los países nórdicos, que desde mi punto de vista deben ser estímulo y referencia para una socialdemocracia como la nuestra.

No obstante, la derecha, en este país cuando ha gobernado, ha disminuido la inversión pública educativa, como ocurrió con el gobierno de Aznar. Por supuesto hay muchísimos aspectos mejorables, ahora bien, lo de zopencos disfuncionales, no seré yp quien lo diga... simplemente y al hilo de mi entrada, porque me da asco el elitismo y clasismo, venga de la derecha o de la extrema derecha.

La única solución que nos dan es esfuerzo. No hablan de estímulo, o de motivación, sino única y exclusivamente de esfuerzo, que por supuesto, es fundamental y necesario, pero más aún, buena inversión pública.

no soy tan pretenciosa de creer tener la solución al problema de los malos resultados que aparecen en el informe al que haces referencia , ahora bien, no creo que la LOGSE haya sido el problema.

Si para ti la destrucción de la educación en España ha sido la universalización de la misma, entiendo que propones la privatización y un modelo jerárquico de la sociedad, ya que no cualquiera debe poder partir de las mismas posibilidades.

Horrach dijo...

"Si para ti la destrucción de la educación en España ha sido la universalización de la misma, entiendo que propones la privatización y un modelo jerárquico de la sociedad, ya que no cualquiera debe poder partir de las mismas posibilidades".

Al contrario. Servidor no defiende el elitismo social aplicado a la educación, pero sí que defiende el elitismo cultural. Me explico: hay que buscar la igualdad de inicio (que todos tengan las mismas oportunidades), pero la igualdad final ya es otra cosa. El resultado final siempre va a ser desigual porque no todos van a salir con la misma capacidad, y eso no tiene que ver con injusticias sociales sino con diferencias de otro tipo (capacidad, nivel, trabajo, ambición, etc.) que afectan a cada sujeto particular. La jerarquía no puede definir el primer paso en el mundo educativo, pero sí que debe ser un objetivo al final del mismo, porque igualar a licenciados con nota brillante junto con otros licenciados de nivel bajo no me parece justo en absoluto. Ahh, y soy un defensor de la educación pública, que conste en acta (otra cosa es que la escuela pública hoy en día sea un desastre en España).

saludos